1. Principal
  2. Mis Vacaciones
  3. Consejos para Vacaciones
El blog de viajes by Chapka

Cómo usar la copa menstrual durante tus viajes

Artículo por Alicia Nieto, fundadora de GlupCup!

Sí, has oído bien. Si empiezas a usar la copa menstrual, la regla dejará de ser un problema durante tus viajes. En los últimos años, esta alternativa se ha convertido en un indispensable de las viajeras que buscan ganar en salud y en espacio dentro de sus mochilas. Ocupa muy poco, es super económica y, además, sostenible.

Si quieres cambiar ese “odio viajar con la regla” por un “ni me entero de que tengo la regla”, sigue leyendo porque vamos a contarte todos los secretos sobre cómo usar la copa menstrual durante un viaje. Una alternativa que está revolucionando la salud de las mujeres. Además, ¡tenemos un regalo para ti al final de este artículo si decides pasarte a la copa menstrual!

¿Qué es la copa menstrual? ¿Qué beneficios tiene?

La copa menstrual es un recipiente fabricado 100% con silicona médico hipoalergénica que se introduce en la vagina durante la regla para recoger el flujo menstrual en su interior. Gracias a su formato, genera un efecto vacío que permite que la copa se adapte a las paredes vaginales y permanezca totalmente inmóvil permitiéndote una libertad de hasta 12 horas.

Tiene muchas ventajas, pero las más importantes son estas tres:

  • Cuida de tu salud: los tampones y compresas a los que estás acostumbrada contienen tóxicos y blanqueantes nocivos para tu vagina. Yo noté un cambio increíble en cuanto a la sequedad y a las infecciones vaginales que tenía cada tres meses.
  • Cuidas al planeta: piensa en la cantidad de residuos que generas cada mes con los tampones, los aplicadores, las compresas, etc. ¿Sabías que tardan más de 300 años en desaparecer?
  • Cuidas tu bolsillo: ten en cuenta que, si la copa menstrual dura 10 años, significa que te estás ahorrando miles de euros que antes gastabas en la compra mensual de tampones y compresas.
copa menstrual viaje

¿Cómo usar la copa menstrual?

Es súper sencillo y después de dos reglas lo tendrás dominado. Ahí va un resumen con todos los pasos:

  1. Esteriliza la copa menstrual en agua hirviendo durante 3 – 5 minutos, puedes utilizar cualquier cazo o incluso un vaso en el microondas.
  2. Dobla la copa e introducirla hasta que quede dentro de tu vagina (rabito incluido).
  3. Comprueba que está abierta, que ha hecho vacío y que no se mueve ni te molesta. Para ello introduce un dedo en tu interior y rodea el borde de la copa, está bien colocada si el borde está pegado a tus paredes vaginales.
  4. Llévala puesta como máximo 12 horas (los cambios dependerán de la cantidad de sangrado que tengas).
  5. Quítatela apretando la base de la copa y deshaciendo el vacío.
  6. Límpiala con agua fresquita y vuélvela a colocar.
  7. Esterilízala cuando tu regla termine y guárdala en la bolsita de tela hasta la próxima.

¿Por qué viajar con la copa menstrual cuando tienes la regla?

Primero: la maleta. Imagina todo el espacio que te ahorras si sacas de la maleta tampones y compresas, ¡para las mujeres que viajan durante meses es toda una odisea! Si viajas a países subdesarrollados no tienes la garantía de encontrar este tipo de productos, por lo que tienes que cargar con ellos durante todo el viaje.

Segundo: comodidad. Cuando estamos en nuestra zona de confort podemos permitirnos cambiarnos el tampón más a menudo, pero si estamos en medio de una excursión necesitamos tener la seguridad de que todo va bien ahí abajo. Con la copa menstrual puedes estar hasta 12 horas son la seguridad de que no mancharás ni notarás que estás con la regla durante tu viaje. Bucear, esquiar, hacer senderismo, etc. son algunas de las actividades que más preocupan a quienes están con el periodo. Sin embargo, cuando empieces a utilizar la copa, verás como esas molestias desaparecen y solamente te preocupas por disfrutar el momento.

Tercero: alivio. Llevamos años acostumbradas a contar los días hasta nuestra próxima regla y volvernos locas si vemos que coincide con ese viaje que teníamos planeado. Todas las viajeras que usan la copa menstrual coinciden en que ese sentimiento ha desaparecido. La regla sigue siendo un “fastidio” si tienes algún plan especial, pero mucho menor si tienes la seguridad de que te olvidas durante todo el día de cambiarte.

Trucos para un viaje perfecto con la copa menstrual

El primer consejo es que pruebes la copa menstrual antes de cualquier viaje, ¡cómo en casa en ningún sitio! Con un par de meses de práctica te convertirás en toda una experta.

Lo siguiente que debes tener en cuenta es que vayas a donde vayas debes mantener unas condiciones de higiene adecuadas. Lavarte las manos antes y después de manipular la copa menstrual es fundamental para evitar infecciones. El otro punto a tener en cuenta es la disponibilidad de agua potable en el destino al que vayas a viajar. Si no la hubiese, estarás acostumbrada a beber agua embotellada, así que utiliza esa misma agua para limpiar tu copa entre cambio y cambio. Para esterilizarla no hace falta que el agua sea potable, ya que al hervirla se eliminarán todas las bacterias.

Muchas veces no podrás esterilizar tu copa cuando lo deseas, así que en cuanto encuentres un alojamiento con hervidor de agua o con restaurante, aprovecha para pedir que te calienten un poco de agua. Si llevas el hervidor plegable que incluyen algunas marcas, como la Copa GlupCup, te será mucho más fácil. ¡Yo ya no me separo de él!

Tampoco te olvides de guardarla en una bolsita transpirable. Nunca lleves la copa cerrada en recipientes de plástico porque es muy importante que pueda liberar toda la humedad que contenga.

Si tienes opción, lleva una copa menstrual de repuesto, porque nunca sabes lo que puede pasar durante un viaje. Más vale prevenir y más aún si se trata de un viaje de varios meses.

Para viajar lo mejor es organizarse bien las excursiones y analizar un poco las opciones que tendrás de acudir a un “buen baño” (todas sabemos que no siempre es así). En cuanto veas uno, cámbiate la copa, aunque no hayan pasado las horas previstas, siempre es mejor adelantarse a los acontecimientos.

Y por supuesto, fuera mitos. Puedes hacer todas las actividades que quieras: nadar, bucear, volar, hacer senderismo, tirarte en parapente o hacer el pino. ¡Con la copa menstrual te olvidas de que tienes la regla!

Nuestro último consejo, y el más importante, es que le cuentes a todo el mundo las ventajas de viajar con la copa menstrual. Es importante que difundamos el mensaje y nos ayudemos las unas a las otras a lograr una menstruación que nos haga sentir un poquito más cómodas en nuestro día a día. Y si además colaboras con una buena cusa, ¿qué más se puede pedir?

GlupCup! Una copa solidaria. GlupCup es una marca española que por cada copa menstrual comprada, donan otra a una mujer sin recursos. Ya han donado más de 500 copas menstruales a asociaciones españolas y africanas. En la web podéis encontrar más información sobre su proyecto solidario.

5/5 - (3 votos)

0 comentario

dejar un comentario